Ansiedad por separación en los perros, que hacer

0
7

La ansiedad por separación es un problema que se observa con bastante frecuencia en los perros de refugio que han sido recientemente adoptados. Si el problema no se trata o no se trabaja en él, puede conllevar a problemas más complicados y alterar el comportamiento y la salud del animal de forma alarmante.

Hay que señalar que este problema no se ve en todos los perros.

¿Cuales son los signos de ansiedad por separación en los perros?

Estas son algunas de las características más comunes del síndrome de ansiedad por separación en perros:


  • Algunos perros tienen casos más extremos de ansiedad por separación y son más destructivos que otros.
  • El comportamiento destructivo incluye por ejemplo masticar zapatos o muebles, rascarse, cavar o hacer sus necesidades en el piso.
  • Ladridos, lloriqueos y aullidos.
  • Depresión, falta de apetito y problemas para respirar.
  • Seguirte de habitación en habitación.
  • El perro comienza a correr en círculos cuando te estás alejando o saliendo de casa.
  • Algunos perros pueden intentar escapar de la casa para buscarte.

Estos son algunos consejos para reducir la ansiedad por la separación en su perro

Con un perro de refugio que ha sido adoptado hay que tener mucha paciencia. El perro aprenderá nuevas órdenes y se comportará mejor a medida que sienta que el nuevo hogar es un entorno seguro.

Necesitas vincularte con tu perro jugando y saliendo a caminar. Esto le ayudará a consumir sus energías y a estar listo para relajarse solo. Crea también un espacio seguro y tranquilo solo para el perro. Con el tiempo, tu perro aprenderá que está seguro en ese espacio mientras estás ausente o no estés a su lado.

Lo siguiente es mantener las salidas y la llegadas en un nivel bajo. Esto puede ser difícil al principio. Trata de no prestarle atención al perro durante 10 a 15 minutos antes de salir de la casa. Después de llegar a casa, ignora a tu perro por unos minutos, y luego confórtalo con caricias o abrazos calmantes.

Ofrécele algunas cosas reconfortantes al perro, por ejemplo déjale una pieza de ropa que tenga tu olor en ella. Esto le ayudará a relajarse y a tener una cierta sensación de familiaridad debido a su olor. Tampoco olvides dejar sus juguetes y golosinas favoritas. Los juegos lo mantendrán estimulado y con el cerebro ocupado mientras estás lejos de él.

Puedes crear una frase o clave de seguridad para serenarlo, por ejemplo, “Ya regreso” cada vez que salgas de la casa. Comienza de a poco usando la clave de seguridad, por ejemplo cuando salgas a botar la basura. Estas salidas breves irán entrenando al perro para futuras salidas más largas.

Al principio, practica una rutina de partida tomando las cosas que llevas afuera de casa todos los días y solo sentándote. Repite esta rutina hasta que tu perro no muestre signos de angustia. De esta manera se establece una rutina. Ten en cuenta que a la mayoría de los perros les encanta tener una rutina diaria con su amo.

Nunca seas cruel con tu perro gritándole o ignorándolo. Esto puede hacer que el problema empeore. Trata de calmarlo con caricias relajantes y hablándole suavemente en un tono bajo.

El mejor consejo es ser paciente, consistente y perseverante en la técnica que se utiliza.

Recuerda esto: La ansiedad por la separación no es el resultado de la falta de entrenamiento o desobediencia, sino una respuesta de pánico.


Ansiedad por separación en los perros, que hacer
5 (100%) 1 vote

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here