Estos son los super-alimentos bajos en calorías que realmente hacen bajar de peso

El principal desafío que enfrentan las personas que quieren perder peso, es definitivamente el hallar una dieta equilibrada que sea lo suficientemente nutritiva y que a la vez sea agradable.

Seguramente ya sabes por experiencia propia que muchas de las dietas que prometen hacer bajar de peso rápidamente, son bastante difíciles de mantener con el tiempo. ¡De hecho algunas de ellas son una verdadera tortura!

Algunas de estas dietas mas populares, son tan extremas que francamente resultan insoportables con el pasar de las semanas y ya no digamos los meses. El secreto de una buena dieta para bajar de peso, consiste en que ésta sea nutritiva, baja en calorías y que sea también lo suficientemente agradable como para poder adoptarla a largo plazo.

Para fortuna nuestra, existe una buena selección de alimentos que no sólo son nutritivos, sino que son también bajos en calorías y deliciosos.

A continuación, consignamos una sabrosa lista de alimentos bajos en calorías que pueden formar parte de tu dieta diaria, y que con toda seguridad lograrán que bajes de peso en el menor tiempo posible.

Frutos rojos o bayas

El nombre “frutos rojos”, se utiliza de manera amplia para designar a una variedad de frutos o bayas entre las cuales están las frambuesas, moras, arándanos y por supuesto las fresas. Los frutos rojos contienen gran cantidad de antioxidantes, minerales y vitaminas esenciales para mantener una buena salud.

Las bayas son excelentes para perder peso debido a su alto contenido en fibra, la cual ayuda a disminuir la sensación de hambre. A esto hay que añadir que aportan muy pocas calorías.

Las bayas disminuyen el apetito debido a la presencia de pectina, la cual tiene la maravillosa propiedad de disimular la sensación de vacío estomacal, aumentando la sensación de llenura como ha quedado demostrado en algunos estudios realizados tanto en animales como en seres humanos.

Yogur griego

El yogur griego es otro aliado irreemplazable cuya principal característica es aliviar la sensación de hambre, aportando la cantidad mínima de calorías. Así tenemos que 150 g de yogur griego aportan tan sólo 130 calorías.

Algunos estudios han demostrado como ingerir yogur griego, disminuye la sensación de hambre si se compara con la ingesta de otros alimentos menos sanos en igual cantidad. Lo mejor de todo, es que luego de ingerir yogur griego, la sensación de llenura posterior evita que se sientan deseos de ingerir más alimentos durante varias horas, por lo que podemos hablar de un efecto sostenido y perdurable en el día.

Chía

Las semillas de chía, son consideradas con justa razón como un super-alimento. La chía combina un alto contenido proteico y de fibra con una cantidad bajísima de calorías. A manera de ejemplo, 28 g de semillas de chía aportan sólo 135 calorías, pero también aportan increíbles 11 gramos de fibra y 4.5 gramos de proteínas.

Una de las características peculiares que hace a la chía tan especial, es que posee un tipo de fibra llamada “fibra hidro-soluble”. Este tipo de fibra hidro-soluble tiene la peculiaridad de absorber agua e hincharse en el estómago, generando una sensación de llenura y disminuyendo el hambre.

La capacidad de la chía de absorber agua en el estómago es tan asombrosa, que puede llegar a absorber entre 10 a 12 veces su propio peso en agua. Esto convierte a la chía en un alimento imperdible para bajar de peso.


Huevos

El huevo ha sido considerado en todas las épocas como el alimento ideal por excelencia. Este humilde alimento contiene una gran cantidad de proteínas, vitaminas y minerales por lo que se le recomienda en casos de desnutrición y debería formar parte de la dieta diaria de todas las personas sin importar su edad.

Lo mejor del juego es que su aporte calórico es prácticamente nulo. Un huevo tiene en promedio sólo 72 calorías, pero por otro lado aporta una cantidad impresionante de vitaminas, minerales y proteínas pueden llegar hasta los 6 g.

Los expertos coinciden en que el mejor momento del día para ingerir huevos es en la mañana, ya que tienen la característica de disminuir la sensación de hambre durante el resto del día.

Pescado

El pescado ha acompañado a los seres humanos como un super-alimento desde los albores de la civilización. El pescado aporta una cantidad verdaderamente impresionante de proteínas y también de aceites esenciales que son imprescindibles para nuestra salud. Por ejemplo, 85 g de pescado aportan 25 g de proteínas y sólo 70 calorías.

Los investigadores han identificado la hormona que estimula e incrementa la sensación de hambre: la grelina. La buena noticia, es que también han descubierto que ingerir alimentos proteicos como el pescado, reducen considerablemente los niveles de grelina en el ser humano.

No resulta sorprendente, por lo tanto que en un estudio realizado con la finalidad de evaluar el impacto de la carne de res, pescado y aves, se encontrara sin lugar a duda que la carne que reducía la sensación de hambre con mayor efectividad era la carne de pescado.

Carne magra

Existen muchos estudios que demuestran la efectividad de la carne magra para disminuir la sensación de hambre en el ser humano. Estos estudios se han realizado con carne de pavo, pollo y también con carne vacuna baja en grasa.

Se ha encontrado por ejemplo, que la pechuga de pollo promedio aporta 35 g de proteína y sólo 185 calorías. La ciencia ya sabe con certeza que una deficiencia de proteína en la dieta genera un incremento en la sensación de hambre y el consecuente deseo de ingerir calorías de forma descontrolada.

Sandía

La sandía es otro super-alimento que contiene una gran cantidad de agua, la cual aumenta la sensación de llenura y disminuye el hambre. Adicionalmente, la sandía tiene un alto contenido de vitamina C y vitamina A. Una tasa de sandía sólo aporta 46 calorías, pero por otro lado aporta también una gran cantidad de fibra.

Es tal el beneficio de la sandía para perder peso, que incluso algunos especialistas la llaman “la fruta de calorías negativas”, queriendo decir con esto que, muchas veces el aporte de calorías de la sandía es menor que la cantidad de calorías que el cuerpo humano quema para digerir la sandía.

En otras palabras, el proceso de digestión de la sandía hace que el cuerpo pierda mas calorías que las aportadas por esta fruta con la consiguiente pérdida de peso. ¿No es magnífico?

Otra fruta con propiedades similares a la sandía, es decir con aporte mínimo de calorías es el melón.

Legumbres

Las legumbres tienen un contenido alto de fibra y proteínas por lo que generan una sensación de saciedad y llenura inmediatamente después de consumirlas. Una tasa de legumbres (por ejemplo lentejas, garbanzos o frijoles) aportan 18 g de proteínas, 16 g de fibra y sólo 230 calorías.


Comparte este artículo